Las Minas de sal de Wieliczka, Polonia

Cuando el visitante de Cracovia llega a la ciudad y se plantea qué ver seguramente tenga como obligada la visita del barrio judío, una visita a Auswitch o comer en algún sitio típico polaco. Lo que no debería dejar de ver son las Minas de Sal de Wieliczka.

Wieliczka es una población a unos 15 kms del centro de la ciudad pero dentro de su área metropolitana famosa por tener una de las minas de sal activas más antiguas del mundo. No supera las Minas de Bochnia que se encuentran cerca, pero data su inicio de explotación del siglo XIII.

minas-sal-wieliczka_cracovia_polonia_IMG_3708

Las minas siguen en activo y suponen un centro de producción de sal de mesa importante todavía. Pero hay que reconocer que actualmente se conocen más por su valor turístico. De hecho, desde 1978 junto a las Minas de Bochnia, son Patrimonio Mundial de la Humanidad de la UNESCO.

Las minas de Wieliczka

Las minas tienen una profundidad de 327 metros que en una primera parte habrá que bajarlas por unas tipicas escaleras de mina. No os preocupeis, el regreso se hace en ascensor.

Una vez lleguemos al punto inicial de las minas, la primera sensación es que existe un microclima muy diferente al que hemos tenido antes de entrar. Una mayor sensación de humedad y una temperatura que permanece prácticamente estable durante todo el año.

minas-sal-wieliczka_cracovia_polonia_IMG_2212

Las galerías tienen más de 300 kilómetros de recorrido pero si has cogido la visita turística, el recorrido no nos llevará más de hora y media. Durante el verano hay visitas guiadas en español pero a lo largo de todo el año se suceden visitas en inglés y polaco.

minas-sal-wieliczka_cracovia_polonia_IMG_3727.jpg

De todo el recorrido, destaca la catedral que fue santificada por el mismísimo Karol Wojtyla, Juan Pablo II, también representado por una estatua de sal en la catedral. En las paredes hay cuadros tallados sobre la piedra de sal.

Cómo llegar

La manera más sencilla y más económica es en autobús urbano. No os preocupéis por no entender o saber expresaros en polaco. Los conductores se harán entender y os indicarán en qué parada hay que bajarse. Hay un autobús, el 304, que se coge en la Calle Kurniki, cerca del Centro Comercial Galeria Krakowska que nos deja a escasos 100 metros de las minas. El billete no es muy caro pero al ser un autobús urbano, hará muchas paradas.

Otra opción es ir en tren, desde la Estación Central de Cracovia hasta la estación de Wielczka Rynek Kopalnia. Para más información acerca de cómo llegar a las Minas de Sal, puedes encontrarla en la versión en español de la web de las Minas de Wieliczka.

Si no contamos con mucho tiempo, estamos dispuestos a pagar un poco más por evitar confusiones o tener un guía en español, hay varias excursiones que con un guía hispanohablante nos lleve hasta allí en minibus/furgoneta privado.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.